Teamworks l Coworking Buenos Aires

Entre las decisiones esenciales que debe tomar todo emprendedor a la hora de lanzarse al mundo entrepreneur se encuentra la necesidad de un espacio de trabajo. Entonces, debe definir dónde llevará a cabo su nueva rutina laboral ¿Coworking o Home office?

Al ser un proyecto en vías de desarrollo y que de por sí cuenta con escasos recursos económicos, queda descartada la opción de oficinas tradicionales. Éstas implican un gasto fijo alto con el que los emprendedores prefieren no contar.

Hay una gran duda que surge en el momento en que se pasa de la relación de dependencia al trabajo autónomo: ¿Dónde voy a trabajar?

Son muchas las variables que el trabajador debe tener en cuenta. Tanto los espacios de coworking como la opción de trabajar desde casa tienen sus pros y sus contras.

De por sí, ambas opciones disponen de flexibilidad horaria, aunque en uno podés hacerlo con pijama. Sin embargo, quedarse en casa mucho tiempo puede volverse contraproducente y afectar tu productividad.

Entonces, ¿qué conviene hacer?

 

Coworking vs Home office, la definición

Si todavía no lográs definir desde dónde trabajar, te damos una mano…

La primera pregunta que te tenés que hacer es si tu negocio requiere de un ambiente profesional. Esto quiere decir que si tenés que mantener muchas reuniones con socios, clientes o proveedores, no te va a convenir trabajar desde tu casa.

Tener reuniones en bares o cafés no es lo más profesional del mundo, así que en este caso te recomendamos recurrir a los espacios de coworking.

Estas oficinas compartidas tienen la particularidad de ser accesibles, facilitar el intercambio social que cuentan además con salas de reuniones privadas.

En segundo lugar, pensá cuáles son los puntos a los que más vas a tener que visitar por tu proyecto y a qué distancia están de tu casa. Por ejemplo, bancos u oficinas de clientes/proveedores.

Si vas a pasar la mayor parte de tu jornada laboral en la calle y tu casa está relativamente cerca de estos puntos, puede que sea conveniente el home office.

Sin embargo, si vivís alejado de estas zonas, te va a convenir acudir a un coworking ubicado estratégicamente en un lugar más céntrico.

Por último, tenés que tener en cuenta si tu emprendimiento requiere de un equipo de trabajo. Si no necesitás de un team, la opción de Home office puede aplicarse; de lo contrario, va a ser mejor que acudas a un coworking, donde podrán trabajar en conjunto sin invadir tu espacio personal.