Teamworks l Coworking Buenos Aires

En un mundo en el que reinan la hiperconectividad e internet, existen grandes riesgos de hackeo, secuestro de datos o alteraciones de información.

Ante esta nueva realidad, un estudio realizado por el equipo de seguridad de Google confirmó que casi 235.000 cuentas de correo son comprometidas cada semana con sus contraseñas descifradas a través de filtraciones masivas, y otras 15.000 tienen sus claves de acceso develadas a través de sistemas que analizan lo que escribimos en el teclado.

Según detalló La Vanguardia, durante el estudio los analistas encontraron casi 1.900 millones parejas de dirección y sus contraseñas, número que tiende a ir en aumento. De este total, se estima que 20 por ciento pertenece a Gmail, otro 19 por ciento a Yahoo!, un 10 por ciento a Hotmail y el resto a cuentas privadas.

 

¿Cómo actúan los hackers?

El análisis realizado por Google indicó que los atacantes buscan brechas de seguridad en servicios y plataformas online. Una vez dentro extraen las cuentas de usuario e intentan adivinar las claves de acceso.

En el caso que la logren obtener, estos hackers intentarán ver si el usuario utiliza también esta misma contraseña para acceder a alguna otra plataforma.

Por lo general, se suele utilizar una misma cuenta de mail para acceder a servicios, por eso cuando un atacante accede a ella puede solicitar nuevas claves de acceso al banco, compras online y otros servicios. Y ahí es cuando se produce el daño mayor.

 

¿Cómo protegerse de los ataques informáticos?

Para empezar, los expertos suelen repetir hasta el cansancio que es fundamental generar contraseñas de alto nivel de complejidad (aunque fácil de memorizar para el usuario, claro).

Además, hay que evitar caer en la comodidad de utilizar una misma clave para todas las cuentas. Como se indicó previamente, lo primero que van a hacer los hackers al descifrar una clave es probar si es la misma para acceder a otras plataformas.

Otro método de protección es crear sistemas de alertas de acceso que indiquen cuando otra persona trata o logra acceder a tu cuenta. Esta opción se encuentra disponible en cuenta de Gmail, Hotmail o Facebook, por ejemplo, así que no está de más aprovecharla.

 

WhatsApp chat