Teamworks l Coworking Buenos Aires

Generar contenido que capte la atención de la audiencia de tu emprendimiento no sólo depende de la calidad de lo que publiques. También tenés que tener en cuenta el SEO (Search Engine Optimization), que es lo que facilitará y optimizará los motores de búsqueda.

¿Qué quiere decir esto? Que conviene tener en cuenta algunos puntos en particular para que tu emprendimiento genere más click y, por ende, más difusión y clientes potenciales.

 

Tips para la redacción SEO

El clásico tip para la optimización de las búsquedas y el SEO es utilizar palabras clave. Pero no es tan simple como eso.

Conviene empezar con la definición de las keywords que considerás fundamentales en la comunicación de tu emprendimiento. Para poder realizarlo de manera efectiva, tené en cuenta que existen herramientas denominadas keyword explorers que pueden facilitarte la tarea inicial.

Una vez que ya seleccionaste las palabras claves para tu emprendimiento, chequeá qué términos utilizan las empresas que se manejan en el mismo rubro. Conocer qué hace la competencia te va a ayudar a diferenciarte y lograr que Google te destaque.

Al momento de generar contenido para tu sitio, primero realizalo pensando en la audiencia, en qué les gusta leer, qué despierta su curiosidad y qué tono manejan en su día a día. Una vez que ya identificaste la personalidad del público objetivo, vas a poder comunicarte mejor y revisar las palabras clave.

Por otro lado, no tenés que olvidar las estadísticas. Google las ama, y se basa en ellas para armar el orden de búsqueda. Para hacerlo, el buscador tiene en cuenta el CTR (Click through rate), que es un promedio entre las impresiones que genera un contenido y los clicks reales.

Esta estadística es fundamental, ya que si tenés un contenido visto pero no clickeado, no vas a tener un buen puesto en el ranking de Google.

Para lograr un buen promedio CTR es importante redactar de manera atractiva, optar por un título cautivador y una meta descripción que lleve al click sin escalas. Así que también vas a tener que apelar a tu creatividad.

Por último, el contenido debe ser simple, legible y empático. El lenguaje estructurado es poco llamativo, lo mejor es adaptarlo.

WhatsApp chat